Centros de conciliación trabajan en resolución de conflictos a bajo costo

Teresita Celis - tcelils@larepublica.com.co

La Cámara de Comercio de Manizales (CCM), hizo un relanzamiento de los servicios que presta el Centro de Conciliación y Arbitraje de la entidad, para que la comunidad conozca que a través de este instrumento puede resolver conflictos de manera amigable a un costo bajo.

'La conciliación y arbitraje son métodos alternativos y las personas que tienen conflictos, generalmente, piensan en acudir a los estrados judiciales para que un juez los resuelva. Pero resulta que existe la figura de conciliación en las Cámaras de Comercio. Lo único que deben hacer es acercarse a la entidad solicitar la audiencia, se nombra el abogado y ahí se entra a resolver el conflicto', dijo la directora del Centro de Conciliación y Arbitraje de la CCM, Sandra María Salazar.

Dentro de los beneficios que resalta la directiva están el de llegar a posibles acuerdos de manera rápida, descongestión del sistema, ahorro en tiempo, transparencia y bajos costos.

'Estos centros son ágiles en el sentido de que un proceso ordinario se puede demorar 4 o 5 años, aquí lo puede hacer en una mañana o una tarde', dijo el presidente ejecutivo de la CCM, Gildardo Armel.

El Centro de Conciliación y Arbitraje de la CCM opera desde 1991 y es uno de los centros con más experiencia en la región. Salazar indicó que en 2011 la entidad terminó con unas 270 conciliaciones solicitadas de las cuales un poco más de 60% terminaron en acuerdos exitosos.

'Las conciliaciones que se logran tienen los efectos que la ley le da a esto, es decir, los mismos de una sentencia judicial que son tránsito cosa juzgada y prestar mérito ejecutivo', agregó.

Sin embargo hay excepciones. En los centros de conciliación y arbitraje no se pueden dirimir conflictos de índole laboral, por ser competencia del Ministerio de Trabajo, y administrativos en los que esté involucrado una entidad estatal porque eso es función de la Procuraduría General de la Nación.

En términos generales en estas instancias, dijo Salazar, se pueden conciliar casos de derecho de familia, civil, accidentes de tránsito en los cuales no haya lesiones, linderos, problemas de alimentos, régimen de visitas, disputas entre vecinos y conflictos empresariales, entre otros.

Los costos oscilan entre $132.000 como tarifa mínima y $20 millones en adelante con base en el salario mínimo legal vigente. De esto el 40% es para la Cámara de Comercio y el restante para el abogado conciliador.

TEMAS


RSE